fbpx

5 Tips Para Visitar A Un Recién Nacido

Ser mamá es algo que nos dura para toda la vida. Los matrimonios se pueden disolver, las carreras se pueden cambiar, abandonar y retomar y hasta los tatuajes se pueden borrar. Pero cuando una mujer decide ser madre, está conscientemente cambiando su vida y comprometiéndose a ser mamá de alguien para siempre. Por eso cuando nace un bebé es importante visitarlo, para celebrar la nueva vida de una personita que ha nacido y también la transformación de la vida de una nueva mamá.

Aquí les comparto 5 tips que siempre les doy a mis amigas
para ir a visitar a un recién nacido:

1. ¿Hospital o casa?

Hay mamás que prefieren que las visiten en el hospital porque allí tienen ayuda de enfermeras, abuelas, etc. Hay otras mamás que opinan que las visitas en el hospital son invasivas. Averigua qué prefiere la mamá para ir a visitarla en el mejor momento para ella y su familia.

2. Sin niños!

Los doctores recomiendan que no vayan niños mayores a visitar a los recién nacidos. Suena un poco feo, pero los niños más grandes pueden portar algún virus o estar recuperándose de alguna enfermedad, que es un riesgo para un recién nacido con un sistema inmune débil. A menos que la relación sea muy cercana, como que va el primo grande (y sano) a conocer al bebé, es mejor que los niños se queden en casa.

3. Short & sweet

Las mejores visitas son las que no pasan de 30 minutos. En los primeros días las mamás tienen muchas cosas que hacer! Están estableciendo su lactancia, encontrando una nueva rutina y disfrutando a su nuevo bebito. A veces hasta bañarse y vestirse parece misión imposible! Claro que nos quieren ver y presentarnos a su bebé, pero las visitas cortas son las más apreciadas.

4. La burbuja del nuevo bebé:

El bebé que vas a visitar es indefenso y probablemente sus nerviosos papás lo tienen muy protegido en un ambiente limpio. No vayas si estás enfermo o si tienes hijos enfermos en casa. Cuando llegues, pregunta dónde puedes lavarte las manos antes de ver al bebé, así les evitas a los papás el momento incómodo de pedírtelo. También pregunta si puedes cargar al bebé antes de ir a tomarlo en brazos!

5. No llegues con las manos vacías!

Hay muchos detalles, grandes o pequeños, que puedes llevar en tu visita:
Flores y globos: la casa va a estar llena de visitas las primeras semanas, qué mejor que tenerla linda.
Ropa para el bebé: es un gesto tradicional y lindo, mejor aún si no es talla de recién nacido para que la pueda usar por más tiempo (es ideal de 6 a 9 meses).
Un detalle para la mamá: aunque nuestro mayor regalo siempre será nuestro bebé, nos encanta que nos mimen con algún detalle para nosotras.
Comida para los papás: muchos padres, sobre todo los primerizos, no tienen ayuda externa o una rutina establecida y cocinar o ir al supermercado es la última prioridad de la lista. Si les llevas algo que puedan recalentar fácilmente les ayudarás mientras se ajustan a su nuevo ritmo y mamá y papá quedarán muy agradecidos.
 Fotos por Lalalu by Kay

Ahora sí, a conocer a ese nuevo bebé que llegó a llenarlos a todos de ternura!

Gaby

¿Tienes preguntas o comentarios?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Sin comentarios.